Fractura de Pene

¿Fractura de pene? ¡Sí, es posible! Y no querrás pasar por eso…


Tan solo con leer el título, duele, ¿verdad? Como sabes, el pene no tiene ningún hueso, pero aunque suene raro, sí puede sufrir un traumatismo. Una fractura de pene ocurre cuando se dobla con brusquedad al tener relaciones sexuales. Es la ruptura de la túnica albugínea, un recubrimiento de los tejidos esponjosos que le dan cuerpo a este órgano.


Pero ¡aguas!, también puede suceder al masturbarse de manera agresiva (como si no hubiera mañana), o al recibir un golpe demasiado fuerte (una patada, caída o al pegarse contra algún objeto).

Es de suma importancia saber cómo actuar ante una situación así, no se debe perder tiempo para tratar la fractura del pene; los daños pueden ser irreversibles y generar problemas funcionales.


¿Cómo saber si hay fractura de pene?


A veces, puede haber presencia de sangre en la uretra, un dolor inmediato y se notará la aparición de un moretón en la zona. Al pasar las horas, la hinchazón del pene es notoria; a esto se le conoce como “pene de berenjena” porque se pone de color morado, debido a que la sangre acumulada dentro del miembro le da la forma de esa fruta. ¡Ay, que miedo!

Síntomas de fractura de pene


Así como cualquier parte del cuerpo, “nuestro amigo” no se escapa de padecer una lesión. Los siguientes síntomas son señales de alerta que pueden afectar la salud del pene.

Las fracturas sexuales, se producen durante las relaciones sexuales demasiado intensas
  • Crujido o chasquido durante el coito o la masturbación
  • Dificultad para orinar
  • Pérdida repentina de la erección
  • Dolor inmediato de pene
  • Hematomas en la zona lesionada
  • Hemorragia
  • Pene doblado
  • Inflamación

Esperemos que no te pase, pero ante cualquier síntoma, ¡que no te de vergüenza!, acude al médico de inmediato.

Causas de la fractura de pene


Este tipo de lesión (conocidas como fracturas sexuales), se producen durante las relaciones sexuales demasiado intensas, al intentar nuevas posiciones, aplicar fuerza anormal, tratar de bajar la erección al presionar el pene con los dedos, durante la masturbación violenta, o al tener erecciones durante el sueño y cambiar de posición de modo repentino.

No siempre es necesario que el pene se encuentre tenso para lesionarse, los golpes fuertes o alguna caída también son factores para sufrir este tipo de traumatismo.


Traumatismo en el pene

¿Qué hacer durante una lesión de pene?


Lo primero, es quitarse la pena y acudir al hospital más cercano para recibir atención médica inmediata; dejarlo para después, o que sane por sí solo, es riesgoso para la salud del pene. Este tipo de lesiones, en la mayoría de los casos, requiere intervención quirúrgica para suturar el desgarro.

También se tendrían que realizar una exploración o una cavernosografía, que es una radiografía especial, en la cual se inyecta un tinte en los vasos sanguíneos del pene. Otros estudios serían una ecografía del “lesionado” para conocer su estructura interna o una resonancia magnética a fin de ver en detalle el interior del órgano.



Estos estudios dependerán del tamaño del hematoma. Otra prueba es en las vías urinarias, solo para verificar si la uretra no está dañada.

Tratamiento y recuperación de fractura de pene


Como toda cirugía, el pene sufrirá de suturas para cerrar la lesión. Se trata de restaurar y mantener su capacidad urinaria, tener erecciones eficientes y no presentar incurvaciones. La recuperación dependerá de la gravedad de la lesión y de la cirugía.

Deberán de pasar varias semanas sin tener nada de actividad sexual (¡ay, qué triste!), para que los cuerpos cavernosos cicatricen. También se realizarán estudios de seguimiento sobre las venas, la curación y el flujo de sangre.

Así como lo has leído, el pene se puede romper. La fractura de pene es una de las lesiones que ningún hombre quisiera padecer; el solo pensarlo, es doloroso. Este traumatismo no es algo que pase de manera frecuente, pero no se está exento de sufrirlo. Experimenta, sí, pero con precauciones.

Antes de irte, conoce nuestra gama de productos y ¡cuidado con esas sesiones de amor intenso!